Voltios y vatios: aclarando sus diferencias

Voltios y vatios: aclarando sus diferencias

Como especialistas en las instalaciones eléctricas en Ciudad Lineal, Madrid, consideramos importante aclarar las diferencias entre voltios (V) y vatios (W), dos magnitudes que suelen confundirse con frecuencia. Si no tienes del todo claro estos conceptos, no te pierdas lo que vamos a contarte ahora.

Cuando hablamos de los voltios de un enchufe, nos referimos al voltaje, es decir, a la diferencia de potencial o la tensión. Estamos, por tanto, ante una unidad de medida, al igual que los kilómetros que usamos para cuantificar las distancias.

Expliquemos ahora qué es el voltaje: la diferencia de potencial eléctrico entre dos puntos. Conviene aclarar que los voltios no son una unidad de energía, sino de tensión. Por ello, no se consumen nunca. Si la alimentación de un equipo tiene 400 V, pero su intensidad es de 0 amperios, no se estará consumiendo nada de energía.

Como profesionales de referencia en las instalaciones eléctricas en Ciudad Lineal, Madrid, nos gustaría decirte que al hablar de vatios o kilovatios, estamos aludiendo a una magnitud de potencia. Su correspondencia serían los caballos del coche.

Hay personas que dicen cosas como esta: “He consumido 375 vatios de luz”. Para que comprendas que no tiene ninguna lógica, piensa lo extraño que sonaría si alguien dijera que ha consumido 250 caballos en un trayecto en coche.

Desde Jsp Electrotecnia, S.L., nos gustaría recalcar que los vatios miden la potencia y en un término instantáneo. Por eso, si aludimos a ellos, tiene que ser para referirnos a un instante concreto o a la potencia máxima de un dispositivo.

haz clic para copiar mailmail copiado